Los supuestos logros de las administraciones Demócratas, antes de 2016

Los supuestos logros de las administraciones Demócratas, antes de 2016

Este es un recuento de balance de las últimas administraciones Demócratas y sus efectos en la economía y el nivel de vida de los estadounidenses y la comunidad hispana, en específico. Según The National Office of Labor Statistics, hasta 2016, el 90% el crecimiento económico de la nación por 25 años se concentró en el 10% de la población del país. 

La reforma económica y financiera que se suele atribuir a la administración del ex Presidente Barak Hussein Obama fracasó y, en su lugar, impuso fueron trabas al desarrollo de las instituciones bancarias, provocando la quiebra a miles de bancos y cooperativas en pequeñas ciudades de Estados Unidos. Mientras el Dow Jones triplicó su crecimiento, los pensionistas, los ahorrantes y millones de ciudadanos quedaron endeudados con créditos e hipotecas. 

“Yes We Can”

Mientras gritaba su “Yes We Can”, el Sr. Barak Hussein Obama nunca presentó un proyecto para que Estados Unidos recobrara su liderazgo, ante el embate de la República Popular China.

El ex mandatario siguió dando la espalda a Detroit, la ciudad que fuera el epicentro del Manufacturing Belt y hoy no pasa de ser el Rusty belt, que completan. Delaware, Illinois, Indiana, Maryland, Michigan, Missouri, Nueva Jersey, Nueva York, Ohio, Pennsylvania, Virginia y Wisconsin.

El tema de la salud es dramático y preocupante en Estados Unidos y para eso, Barack Husein Obama también prometió la salvación.  Su Patient Protection and Affordable Care Act –PPACA, etiquetada popularmente como ObamaCare, ciertamente intentó desmantelar un sistema de salud malo para sustituirlo por el suyo. En su primera fase este proyecto supuso afiliar 6 millones de ciudadanos que hasta el momento no tenían seguro médico. El resultado fue incrementar los gastos del Estado, a la vez que hacía obligatorio el pago de primas a un sector que no tiene las condiciones para hacerlo. A la vez, el mercado de seguros de salud individual está colapsando y no hay manera de que ambas alternativas funcionen con efectividad.

Los recursos adicionales que demanda esa ley son muy altos, porque los deducibles representan miles de dólares. Para el usuario y los pacientes del Medicaid se ven ante un sistema de servicio de salud cada vez más precario.

¿Y la política migratoria?

Se supone que los republicanos y, en particular, la Administración del Presidente Donald Trump han sido nefastos para los inmigrantes.  Revisemos estos datos. El republicano George W. Bush deportó a 2 millones 10 mil personas, inmigrantes ilegales y, la mayoría, con récord policial. Barack Hussein Obama deportó 3 millones 165 mil 512 deportados, según los datos del Departamento de Seguridad Nacional. Pero hay más. En 2014,  Barack Hussein Obama solicitó al congreso la ayuda financiera de unos 2 mil millones de dólares, para enviar de regreso a los niños centroamericanos. Que habían estado entrando de manera ilegal a los Estados Unidos; desde octubre de 2013 hasta junio del año siguiente la Patrulla Fronteriza había detenido a más de 52 mil niños, por esta razón Obama necesitaba ese presupuesto para repatriar a los niños de Centro América.

La democracia es reflexionar, debatir con respeto y el espacio para que cada persona tome sus decisiones… De eso se trata esta nota: hechos para reflexionar, respetar y decidir. 

COMPARTELO

Leave a Reply

Your email address will not be published.